Volver a la principal

miércoles 27 mayo 2009

JAR, premiado en la red social Frontera Canaria


Me hace llegar el amigo facebook-iano Josemi la noticia de que en Frontera Canaria, la red de los canarios y canarias que viven fuera de las Islas Canarias, han elegido sus premios anuales. Premios sinceros otorgados desde el sentir popular y lejos del bombo que suelen tener los oficiales.

En esta primera edición los miembros de la citada red social han votado en dos categorías:premio a ciudadanos canarios en las islasy premio a la labor de los canarios en el exterior, resultando ganador José Antonio Ramos, JAR, en una de ellas.

Es increíble como el pueblo no para de mostrar su cariño y apoyo a la figura de JAR y cómo desde las instituciones públicas no se ven verdaderas demostraciones de admiración por quien ha sido y será unas de las leyendas del timple de las islas.

Les copio y pego a continuación el texto que consigna el premio y que se publica hoy mismo en su página web:

Esta I edición de los Premios Frontera Canaria tiene aires de folía, melancólica y muy sentida. Porque los miembros de esta red social virtual en la que nunca se pone el sol hemos decidido premiar a dos símbolos de nuestra cultura y nuestra identidad canaria: al emigrante canario anónimo y al grandísimo músico José Antonio Ramos.

Melancolía. Porque emigrar es sinónimo de añoranza, de dejar atrás un trozo de uno mismo y buscar nuevos rumbos. La inmensa mayoría de quienes estamos en Frontera Canaria lo sabemos de primera mano, porque también somos emigrantes y sentimos en el alma la nostalgia de nuestra tierra.

Sentida. Porque homenajeamos a un genio que ya no está entre nosotros, un año después de su dolorosa pérdida. Resulta imposible no emocionarse al escuchar a José Antonio Ramos tocar el timple con ese genio de dioses, o ver su ingente labor en pro de la cultura y la identidad canaria.

Porque si algo nos une a quienes viven en las Islas y quienes un día partieron, es, por encima de todo, la música.

La música canaria se convierte en un hilo invisible que vertebra a toda la diáspora canaria, que la mantiene unida a su tierra de origen, no importa si se es de primera o de cuarta generación. La música que nos emociona, que nos alegra, que nos sirve de excusa para juntarnos con otros canarios en Venezuela, Cuba, Lousiana, Bruselas, Madrid …

Por eso, la labor de Jose Antonio Ramos va más allá de ser el músico más brillante, original y conocido de nuestra tierra. Para nosotros, JAR es un tejedor de hilos invisibles. Los hilos que nos mantienen unidos como canarios en la distancia, que nos ayudan a salir adelante cuando las cosas se ponen difíciles, que nos ayudan a superar la tristeza y sentirnos orgullosos de nuestra lengua, de nuestras costumbres, de nuestra tierra. Aunque vivamos en los confines más recónditos de esta frontera canaria que da la vuelta al planeta.

Muchas gracias a todos esos canarios y canarias que durante siglos han cogido la maleta para buscar una vida mejor, ayudar a los suyos en las Islas, llevar y traer conocimiento y enseñarle al mundo todo el talento y belleza que tienen nuestras Islas Canarias.

Muchas gracias a José Antonio Ramos por dar tanto por nuestra cultura, por el arte, por el futuro. Su pérdida es irremplazable pero su legado seguirá sembrando nuevos rumbos de esperanza para nuestra comunidad. Y a nosotros, miembros de esta diáspora canaria, su timple eterno nos ayudará a enseñarles a nuestros hijos, y a los hijos de nuestros hijos, donde quiera que estemos, el camino de vuelta a casa.


Así pues, permítanme desde mi humilde corazón enviarles un cariñoso abrazo a todos los miembros de esta red nacida bajo el lecho de Ning, y un agradecimiento profundo por tal elección, así como por hacerme llegar la noticia.

Nos vemos el próximo día 2 de junio en el Auditorio Alfredo Kraus.