Volver a la principal

jueves 15 julio 2010

Y Creative me trajo la tecnología a casa....


Soy uno de esos hijos, hermanos, cuñados y tíos que regala la tecnología en casa ajena. Desconozco si existe un nombre para esta generación, pero rondamos los treinta ó cuarenta y hemos crecido con la tecnología evolucionando a la par que nuestras canas.

Los que hemos tenido un mínimo interés en seguir dicha evolución, nos hemos convertidos en los consejeros familiares, los que lo arreglamos todo, etc, etc, etc..... Y aunque fastidie un poco ser continuamente también el técnico de turno cuando algo se rompe, yo sigo regalando tecnología. Parece que no me canso ... cuando descubro algo novedoso que creo que puede ayudar o gustar a alguien cercano, me callo y lo compro.... no hace falta que sea una ocasión especial... allí aparece el paquetito.

Sin ir más lejos, estas pasadas navidades buscábamos algo que regalar a mi padre y tenía en mente exactamente qué era, pero no lo encontré. Mi padre es una persona que disfruta de la música y su eclecticismo le da para escuchar desde Mozart a Jorge Negrete, pasando por Gardel, Kraus, y un largo etcétera para contar aqui y ahora. Pero tiene un problema.... el llevar esa música de una a otra habitación.

Antaño sabía que existían sistemas inalámbricos por radio que envían el sonido a auriculares, pero la calidad es tan mala que las pocas veces que me gasté mis euros en unos de Sony nada baratos, prometí no volver a invertir jamás en algo similar hasta que la evolución volviera a llegar a mi vida... y llegó.

Digamos que Creative es de esas empresas que me ha ganado simplemente por continuidad en mi vida. La Soundblaster fue compañera de demasiadas batallas en Quake y sus productos me han acompañado y aguantado muchos años. Sin ir más lejos, aún tengo un Muvo N200 que me sigue acompañando en algunas compras, a pesar de que el iPod Classic de segunda generación le ganara la batalla diaria a los pocos meses. ero el muvo me permitía y me sigue permitiendo escuchar la radio y cambiar a mis mp3 favoritos con sólo una tecla. Y eso es algo que aquel entonces fue, simplemente, mágico y que los iPods hoy en día siguen sin ofrecer sin el consabido accesorio de pago posterior.... creo que el Sr Jobs no sigue mucho la LFP.... jajajajaja

Bueno, volvamos al tema que me atañe. Creative ha lanzado una completa gama de altavoces y auriculares bluetooth que son una auténtica gozada y que han hecho que haya decidido volver a invertir en tecnología inalámbrica para mi música, y para la de mi padre. :D

La serie PURE MUSIC se compone de varios modelos según las necesidades de amplificación pero todos ellos permiten la conexión Bluetooth con emisor del tipo USB ó Apple Dock (el de los iPods, iPhones y iPads). Cada producto trae el adaptador para Apple Dock gratis y el USB puede adquirirse aparte. Pero es que además, la calidad de sonido es brutal.... los graves de los modelos de gama alta llenan cualquier habitación....

El lujo personificado, por si alguien con derecho a regalarme lee ésto, es el ZiiSound D5.... una bestia parda de potencia.... Tuve la ocasión de ver el D200 en un reciente viaje a Nueva York y me encandilé con la calidad de sonido. También estaba el D100 más pensado para llevarlo encima a encuentros, etc.. ya que funciona a pilas. El volumen, evidentemente, no era el mismo pero la limpieza del sonido sí. Ojo, todos tienen un límite de lejanía de 10 metros entre emisor y altavoces.... supongo que las paredes no ayudarán mucho..... en la tienda del Soho creo que había más distancia, pero era diáfana...

Y culichicheando en la web de la gama de productos, me encuentro con que también tienen auriculares inalámbricos... vamos, que los In-Ear2 van a caer rapidito... :))))

Como no he comprado ninguno aún, desconozco si le puedes conectar cualquier otro dispositivo bluetooth.... aunque en la web dicen que sí. Lo que echo de menos es que hayan hecho un emisor Bluetooth que se enchufe a la salida de auriculares de otro aparato y transmita a los altavoces. Eso solucionaría que mi padre tiene un cd en una parte de la casa y quiera tener altavoces en la otra y seguir oyendo la música.... O incluso que pudiera generarse una red inalámbrica bluetooth con una misma fuente de origen y que se pueda oir en todos los altavoces conectados a esa red.... señores de Creative, les lanzo la idea... jajajajajaa.. quiero mi porcentaje en la patente... jajajajajajja